Damos la bienvenida al otoño, esa estación romántica y melancólica a la vez. En esta época del año es habitual tener dudas sobre el tipo de ropa que ponerte. El clima es variable y eso provoca que en la calle podamos ver combinaciones de lo más variadas: bermudas con gabardina, jersey con sandalias, gafas de sol con el paraguas en el bolso, etc.

Lo que ocurre con la ropa es lo mismo que con el tipo de alimentación que llevas a cabo durante esta época del año, ya que quizás no te apetezca la comida fría tanto como en verano y aún es pronto para empezar a incluir las cremas y sopas calientes.

¿Quieres saber cuál es la mejor receta para perder peso este otoño?

 

Las ventajas de la dieta del otoño

La dieta del otoño se basa en conseguir la combinación perfecta de alimentos crudos con alimentos cocinados.

Para hacértelo más fácil, las combinaciones ideales serían:

Ensaladas templadas = verduras crudas + verduras salteadas / al vapor / asadas.

Legumbres, pasta y arroz integral = mezclarlas con verdura cruda.

Carnes y pescados = mezclarlas con verdura cruda / salteada.

De este modo, consigues una fórmula completa, rica en nutrientes y antioxidantes, baja en calorías, además de todos estos beneficios:

 

¿Perder peso? ¡Eso está hecho!

Al combinar alimentos crudos con los que no están crudos, obtienes una mayor saciedad  y te llenas antes, ingiriendo así menos calorías.

receta otoño dietox

 

¿Digestiones pesadas? No, gracias.

Es cierto que cuando llevas a cabo una dieta basada en alimentos únicamente crudos, tu estómago puede que se resienta, ya que debe trabajar más. Es por ello que, combinando alimentos crudos con los cocinados, facilitarás mucho la digestión.

Más antioxidantes, por favor.

En otoño aumentan los catarros y los constipados. Para evitarlos en la medida de lo posible, puedes considerar la dieta como tu mejor aliada, tanto para combatirlos como para prevenirlos. Además, si añades especias en tus platos, obtendrás un extra de antioxidantes.

 

Rolls de entretiempo

recetas otoño

Para ti, necesitarás:

  • 3 mini-fajitas de trigo o espelta
  • ½ aguacate
  • 1 pechuga de pollo
  • 1 tomate fresco
  • ½ cebolla
  • ½ lima
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • Sal y pimienta
  • 1 ramita de eneldo picada (opcional)

 

La preparación es bien sencilla y práctica:

  1. Saltea en una sartén, con un poco de aceite de oliva, la cebolla picada junto con la pechuga de pollo, previamente cortada en dados.
  2. Calienta las 3 fajitas en otra sartén limpia, sin aceite.
  3. Emplata, en cada fajita, la cebolla junto con la pechuga de pollo salteadas, el tomate troceado y el aguacate cortado en gajos.
  4. Aliña con la lima y el eneldo.
  5. Salpimiéntalo a tu gusto.

 

¡Buen provecho!

¡Viste tus platos con su mejor outfit y sigue luciendo tipazo este otoño!